Gobierno anuncia «Canasta Segura»; Inespre venderá productos a bajos precios

Santo Domingo. El gobierno anunció hoy la continuación del programa «Canasta Segura», para garantizar la alimentación de la población y llevar un alivio económico a los pequeños productores nacionales.

El anuncio fue hecho por los ministros de Economía, Planificación y Desarrollo, Miguel Ceara Hatton; de Agricultura, Limber Cruz; de Industria, Comercio y Mipymes, Víctor, Ito, Bisonó; el director del Instituto de Estabilización de Precios (Inespre), Iván Hernández y el presidente de la Confederación Nacional de Productores Agropecuarios (Confenagro), Eric Rivera.

Los funcionarios y el representante de Confenagro indicaron que la medida permitirá a la población más necesitada adquirir a través del Inespre los productos de la canasta familiar a precio de productores.

«El plan tiene dos elementos claves para su implementación: el primero consiste en un acuerdo entre el Gobierno, los productores, el mercado mayorista y el detallista para garantizar la estabilidad de precios de los productos básicos», explicó Ceara Hatton.

Agregó que el otro componente es la compra de los productos más sensibles de la canasta básica a los mismos productores, a través del Inespre para luego venderlos a los consumidores en las bodegas móviles que circularán por las calles del gran Santo Domingo y las provincias más necesitadas.

Explicó que las alzas de precios de diversos productos se debe al aumento en el mercado internacional, de la soya, el aceite de soya, el maíz y el trigo.

Ceara Hatton afirmó que «a la situación se agrega el alza del precio del petróleo, por lo que se espera, que de mantenerse esa situación, los precios de los alimentos asociados a estos productos sigan subiendo».

En la rueda de prensa titulada «Precios de los alimentos de consumo masivo en la República Dominicana y panorama internacional», realizada en la sede del Ministerio de Economía Planificación y Desarrollo, los funcionarios significaron que es interés del gobierno de que la población esté informada de la situación actual y de las acciones que están adoptando para que las familias dominicanas se vean afectadas lo menos posible.